Cómo adaptar una campaña de email marketing a la LOPD y al RGPD

Cómo adaptar una campaña de email marketing a la LOPD y al RGPD

La primera idea que deberíamos tener presente (incluso antes de la entrada en vigor del Reglamento General de Protección de Datos el pasado mes de mayo) es que nuestra prioridad ha de ser siempre el respeto hacia nuestros clientes y suscriptores. Y no, con respeto no nos referimos solo a ser amables en las comunicaciones que mantengamos con ellos, a utilizar un vocabulario y una ortografía excelsos o a obsequiarles con ofertas y descuentos que premien su fidelidad. El respeto al que nos referimos debe ajustarse a los parámetros establecidos por la nueva normativa europea, y que están bien definidos en nuestra Ley Orgánica de Protección de Datos de Carácter Personal (LOPD).

Si tu empresa se dedica al ecommerce y a estas alturas todavía no conocéis con detalle cuáles son vuestras obligaciones en cuanto a los datos de vuestros clientes se refiere, nuestra recomendación es que contratéis (de manera urgente) los servicios de un Delegado de Protección de Datos (DPD), un profesional cualificado que os pondrá al día en la materia y os asesorará al respecto.

En esta entrada vamos a centrarnos en una de las herramientas imprescindibles que toda entidad que se dedique al comercio digital debe manejar con fluidez: el email marketing. A día de hoy, aún son muchas las empresas que no han ajustado a la legislación vigente sus campañas de marketing mediante envío masivo de correos electrónicos. La errónea elaboración de dichas comunicaciones puede acarrear considerables multas y sanciones, por lo que la correcta adaptación a las directrices del marco europeo se antoja imperativa. De hecho, la Agencia Española de Protección de Datos (AEPD), a sabiendas de que es precisamente en el email marketing donde se siguen cometiendo las barbaridades de mayor envergadura, ya ha comenzado a hacer inspecciones y a penalizar a numerosas empresas infractoras.

Una campaña de email marketing legal

A continuación, enumeramos algunos de los puntos clave que debes tener presentes a la hora de elaborar los correos electrónicos de tu campaña de email marketing, de cara a que esta se ajuste a la legislación vigente:

La autodeterminación informativa. Nunca lo olvides: el usuario es el único dueño de sus datos personales, y solo él puede decidir sobre el trato que puede darse a la información que tenga que ver con su privacidad. Esto implica que nuestra empresa no puede compartir dichos datos con terceros, ni utilizarlos para otros fines que los que quedaron estipulados contractualmente cuando recibimos el permiso del cliente o suscriptor.

Consentimiento. Este aspecto, que se deduce del párrafo anterior, es una de las dos bases dictadas por ley que deben cumplirse en lo que atañe al tratamiento de la información privada. Antes de incluir a un cliente en el listado de sujetos que recibirá un correo comercial de nuestra empresa, es necesario que hayamos obtenido su consentimiento de manera explícita y susceptible de acreditación.

Interés legítimo del suscriptor o cliente. Esta es la segunda base legal a la que nos referíamos. El interés del suscriptor o cliente acerca de la información que vayamos a enviarle debe poder ser contrastado, es decir, que debe existir un contrato pactado con anterioridad a la recepción del correo. En dicho contrato estará especificado qué tipo de mensajes puede recibir y cuáles no (es decir, que no podemos enviar ofertas o comunicaciones relativas a productos o servicios distintos a los que quedaron reflejados en el contrato previo).

Tutela judicial efectiva. Este término, un tanto abstracto, no se refiere a otra cosa sino a la potestad de los clientes y suscriptores a presentar una reclamación (e incluso a solicitar una indemnización) ante el órgano judicial competente (la AEPD, en nuestro país) en caso de que consideren que el tratamiento que se ha dado a sus datos privados no se ajusta al Reglamento General de Protección de Datos.

Compraventa de leads. Después de todo lo dicho, no debería hacer falta remarcar este punto, pero dado que aún son muchas las empresas que continúan realizando esta antigua práctica, consideramos prudente recordarlo: comprar o vender leads (o bases de datos de potenciales clientes) está prohibido. Ya que no se puede enviar correos comerciales a usuarios a los que consideremos ‘probables consumidores’ ofreciendo nuestros productos o servicios, esta práctica se considera ilegal.

Deja un comentario

Agencias y Emprendedores


Otros negocios y oportunidades

REDACCIÓN DE CONTENIDOS MARCA BLANCA
SEO MARCA BLANCA
FRANQUICIA POSICIONAMIENTO SEO
DISTRIBUIDORES SEO
COMPRA DE EMPRESAS SEO
COMPRA CARTERA CLIENTES SEO
COMPRA DOMINIOS SEO

¿Donde estamos?

Plaza San Cristobal, 14
Telf: (+34) 965 67 75 01
CENTRO ULAB
Website: https://rgpd.camaltec.es
Email: info@camaltec.es

RGPD CAMALTEC

Es un producto de Grupo Camaltec, para adaptar su empresa o negocio al nuevo reglamento europeo de protección de datos.

Experto en Protección de datos